La multitarea es buena.

La multitarea es Buena.

Sí, la multitarea es buena.

Sé que todos los gurús y gurusas de la productividad se empeñan en decir que no, que la multitarea es lo peor que puedes hacer para ser productivo y que si no te enfocas en una cosa cada vez no lograrás hacer nada bien. ¿Qué sucede con ese argumento? Que la gente se empeña en hacer cada cosa absolutamente por separado. Sus jornadas se alargan. Acaban teniendo menos tiempo para ellas y la gran calidad que se supone que les va a proporcionar el abandonar por completo la multitarea tampoco es que sea la monda cachonda, la verdad.

¿Puede entonces que la multitarea tenga sus momentos y sus ventajas?

En mi opinión sí.

¿Cuándo?

Cuando tienes que atender tareas que en sí mismas son multitarea y cuando estás pasando por procesos vitales, como por ejemplo la maternidad, en que la multitarea muchas veces es la única opción.

Para mí el problema de la multitarea es cuando se lleva a cabo de forma descontrolada y se cae en la procrastinación. Creo que hay mucha confusión entre ambas cosas, pero una multitarea bien gestionada es una oportunidad de avance notable.

Mis consejos:

  • Para aquellas cosas que ya sabes que requieren multitarea en sí mismas, agenda un tiempo específico de tu jornada. Por ejemplo abrir los emails es una tarea multitarea. Normalmente para responder ciertos mensajes has de revisar otros mensajes, buscar documentación o información, etc. Requiere múltiples acciones, así que si eso lo agendas en un bloque de tiempo concreto seguramente te irá mejor. Recopilar facturas también suele ser multitarea, por que puede que unas las tengas en tu email, otras en una carpeta y las has de escanear, otras en alguna plataforma online de dónde has de descargarlas, quizás tengas que pedir alguna, etc. Ese tipo de tareas que ya sabes que requieren multitarea, agéndalas para poder realizarlas tranquilamente.
  • Utiliza la multitarea para tareas de baja intensidad que te permitan avanzar en cosas que te interesan y también para las que te costaría mucho encontrar tiempo si no lo hicieras así. Por ejemplo, mientras cocinas, limpias, sales a andar, conduces, etc, puedes perfectamente escuchar podcasts, audiolibros, cursos, etc. Mientras cocinas puedes ir limpiando también la cocina al mismo tiempo y escuchar algo que te interese o charlar con tu hijo que puede estar en el mismo espacio que tú merendando, dibujando, jugando, etc. Puedes hacer en tu ordenador tareas sencillas, repetitivas o rutinarias que necesitas hacer pero no requieren mucha energía de tu parte, mientras tienes al lado a tus niños y les vas contestando a sus preguntas, revisando qué están haciendo, etc. Puedes doblar ropa mientras miras la tele con tus niños, juegas a la oca con alguno de ellos y además tienes un temporizador puesto que te avisa de cuando has de apagar el horno.

Sinceramente, lo de demeritar la multitarea es algo muy patriarcal, por que es muy de profesional macho que delega la crianza de sus hijos en su pareja, ¿no? Que es el que puede hacer una tarea cada vez sin que le pase factura ni en sus ingresos ni en su vida familiar.

Una mujer siempre ha tenido que ser multitarea a todos los niveles. Por que la conciliación aún está por llegar a la mayoría de empresas y de casas y siempre ha tenido que hacer varias cosas a la vez para poder sacar adelante todo. Y ahora vienen a decirnos que no, que tenemos que hacer cada cosa de una en una, y no sólo eso, con mucha conciencia y presencia en cada momento. ¿En serio? A veces me parece una estrategia para que las mujeres nos volvamos a casa, a cuidar de los hijos, con mucha conciencia y presencia, y por lo tanto dejemos pasar nuestro desarrollo profesional. Por que si no puedo adelantar trabajo en mi ordenador mientras me siento con los niños a ver una serie o los tengo junto a mí en la mesa dibujando, por que he de estar al cien por cien por ellos, la llevo clara para poder ser independiente económicamente.

De hecho me encuentro con muchas madres que no saben cómo sacar un proyecto adelante por que les han vendido que han de estar al 100% para cada cosa, para todo, y claro, si mientras están con sus niños en casa intentan sacar ratos para además hacer algunas tareas de su trabajo al final no están al cien por cien en nada, y eso ya sabéis que es malísimo. ¿A qué creéis que acabarán quitándole por lo tanto su atención y su dedicación? A su proyecto, a aquello que les permitirá tener independencia y además realizarse personalmente. Les han hecho creer que para poder atender a sus hijos han de renunciar a lo demás, por que la multitarea es mala, y para que las cosas se hagan bien hay que estar enfocada en una única cosa cada vez. Y nos lo hemos tragado. ¿Bien en cuanto a qué? ¿Quién establece el estándar?

La multitarea no es mala, sólo tenemos que saber cuándo y en qué actividades escogerla.   Por supuesto que lo ideal es poder enfocarnos en cada tarea que realizamos, entrar en flujo y acabarla en menos tiempo y de manera más excelente, pero ni es posible siempre, ni todas las tareas requieren la misma intensidad de foco.

¿En qué tareas crees que la multitarea puede ser una buena opción?

Azucena Caballero

Latest posts by Azucena Caballero (see all)

¿Sabes cómo es una mujer realmente empoderada?

En nuestra clase gratis te vamos a enseñar las 4 claves que hacen que cualquier mujer se empodere y tome las riendas de su día a día y disfrute de ser quien verdaderamente es.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies